Talents por el mundo: Julen Cordobés en India

Julen Cordobés es un donostiarra amante de la cocina y talent de la IV Edición. Hace algo más de medio año terminó el Master de Ingeniería de Caminos, Canales y Puertos en la Universidad Politécnica de Madrid y actualmente trabaja en Pune, India.

¿Qué te ha llevado hacia allí? ¿Por qué elegiste esta ciudad? 

La verdad es que en cierto sentido yo no elegí la India, sino ella a mí. Cuando estaba terminando la carrera, apliqué a las Becas Global Training del País Vasco y mi destino iba a ser Lima, Perú, pero por cosas del destino el proyecto allí cerró sus puertas para abrir una ventana a 16.000km de distancia. La verdad es que no me afectó tanto el cambio, tenía claro que quería aventura, experiencia e irme lo más lejos posible. Creo que necesitaba salir de lo conocido, explorar y sentir esa sensación de nerviosismo de no saber qué va a pasar, pero tener confianza en que, sea como sea, saldrás adelante.

¿Qué es lo que más te ha sorprendido de Pune? ¿Alguna curiosidad sobre la ciudad? 

Llevo varios días pensando en qué responder a esta pregunta, pero la verdad es que en India todo me ha sorprendido. Siendo un país tan grande, tienen tanta variedad de comida, vegetación, colores, culturas, idiomas, religiones…que uno se acaba abrumando si intenta entenderlo todo. En cualquier caso, lo más curioso de la India son los propios indios. Su modo de pensar, actuar y expresarse es completamente diferente y, a veces, totalmente incomprensible, a mi parecer. Por ejemplo: Son capaces de ocupar los dos carriles en una carretera de doble sentido (y si pueden los arcenes), para intentar llegar antes a su destino (donde lo primero que harán será beber un té Chai y tomarse las cosas con calma), y luego vociferar y pegar bocinazos por el atasco que ellos mismos están creando.

¿Qué es lo más difícil en tu proceso de vivir fuera de España? ¿Crees que la experiencia de Factoría te ha ayudado a adaptarte mejor? ¿Cómo?

Uno de los aspectos en los que más me ha ayudado el paso por Factoría ha sido la capacidad de lidiar con diferentes personalidades, ser más empático respecto a su punto de vista y manejar situaciones de grupo donde la tensión se podía cortar con un cuchillo. En mi día a día en el trabajo, he tenido que mediar en comunicaciones y reuniones entre indios y clientes europeos, reduciendo el salto cultural y expresando el significado real de las comunicaciones para ambas partes.

¿Cómo se vive el voluntariado en Pune? ¿Qué acciones de voluntariado son las más comunes? ¿Es fácil acceder a ellas?

En mi caso ya estoy dedicando parte de mi tiempo libre a OAN International, por lo que no he experimentado el voluntariado en India. Sin embargo, muchos de mis conocidos han ido a Calcuta a ser voluntarios en la Congregación de la Madre Teresa. Siempre tienen las puertas abiertas y aceptan ayuda durante un par de días, una semana o el tiempo que quieras estar, por lo que no es difícil acceder a ella. En general, para otras actividades de voluntariado, son fáciles de encontrar en redes sociales, y siempre están buscando ayuda.

¿Qué es lo más valioso que has aprendido en Pune?

En general, pienso que cuanto más se viaja más se amplía el espectro de visión de la vida y el abanico de posibilidades a la hora de enfrentarte a problemas del día a día.

En el caso de India, ahora que estoy a pocas semanas de volver, siento que he hecho un Master en Pacienciología. Aquí las cosas van con ritmo propio, requieren tu atención constante y nunca se puede dar nada por sentado.

¡Muchas gracias Julen! Pues vamos a ver el vídeo que nos has preparado de la India. ¡Nos vemos pronto en España!

Etiquetas:, , , , ,